• El portavoz provincial de Ciudadanos destaca que el nuevo decreto de escolarización “nace del consenso de la comunidad educativa” y “establece ajustes para dar más garantía y eliminar la arbitrariedad de los sorteos”

El portavoz provincial de Ciudadanos (Cs) y vicepresidente del Parlamento de Andalucía, Julio Díaz, ha destacado “la sensibilidad social” que recoge el nuevo decreto de escolarización aprobado este lunes por el Consejo de Gobierno a propuesta del consejero naranja de Educación y Deporte, Javier Imbroda. En particular, Díaz ha subrayado que “el objetivo es avanzar en el derecho de las familias onubenses a elegir libremente el proyecto educativo que quiere para sus hijos”.

El portavoz naranja, que ha recordado que el “decreto nace del consenso de la comunidad educativa y recoge las propuestas del Consejo Escolar de Andalucía y fruto del diálogo con las Mesas Sectoriales”, ha explicado que “la reforma regula los criterios de admisión del alumnado en los centros públicos y concertados para cursar enseñanzas en el segundo ciclo de Educación Infantil, en Educación Primaria, Especial, Secundaria Obligatoria y Bachillerato”, estableciendo “ajustes en el procedimiento para dar más garantía, coherencia y mejorar relación entre la oferta y la demanda”.

“La principal novedad es que en todas las zonas de escolarización habrá al menos un centro público y un concertado, siempre que en la localidad exista un centro concertado”, ha incidido Díaz. Si bien, ha recordado, “el 82 % de los municipios andaluces no tienen un centro concertado en su término municipal”. En cualquier caso, ha subrayado, “serán los Consejos Escolares Municipales los definirán las zonas de escolarización los próximos días 24 y 25”.

En cuanto los criterios de admisión, el portavoz de Cs ha detallado que “se darán más puntos en las zonas de menos renta, y como novedad, se ponderarán también el patrimonio de la familia, como en la concesión de las becas”. Además, “se amplían los tramos de renta, de modo que se adecúe mejor la puntuación a las circunstancias de cada familia, para evitar la arbitrariedad de un sorteo, introduciendo criterios objetivos con una marcada sensibilidad social”. Asimismo, el decreto “aumenta la puntuación por hermanos escolarizados en el mismo centro; barema también la matriculación en los ciclos de infantil de 0 a 3 años para favorecer la escolarización temprana y deja las listas de espera abiertas hasta septiembre, el inicio de curso, para conseguir mayor transparencia a la hora de adjudicar las vacantes”. Finalmente, a partir del curso 2021/2022 los institutos concertados se podrán adscribir a los públicos para facilitar el tránsito entre la ESO y el Bachillerato, “de modo que los alumnos podrán concluir con tranquilidad su etapa en el centro concertado que las familias hayan elegido y después pasar al público para cursar el Bachillerato”, ha subrayado Díaz.

Asimismo, el parlamentario onubense ha abundado en que “los criterios de prioridad que marcan la sensibilidad social del Gobierno del cambio”. Así, tendrán prioridad los hijos de los trabajadores de los centros docentes, “respondiendo a las reivindicaciones de los profesionales y facilitando la conciliación familiar”; además las víctimas de violencia de género y del terrorismo; también a los deportistas de rendimiento de base para que puedan estudiar en centros cercanos donde se ejercitan y desarrollan su carrera deportiva; los niños en acogimiento familiar; los niños con enfermedades graves, a los que se facilitará su escolarización en centros cercanos a su domicilio o el centro hospitalario donde reciba el tratamiento, y a las personas con discapacidad.

En la provincia de Huelva, un total de 114.804 alumnos están actualmente matriculados en las distintas etapas educativas, de los que 22.828 son de Educación Infantil (7.794, en el primer ciclo y 15.034 en el segundo, de los que 16.652 están matriculados en centros públicos y 6.023 en concertados); 35.279 alumnos están matriculados en Primaria (de los que 29.564 están matriculados en centros públicos y 5.446 en concertados); 25.006 en ESO (de los que 20.783 en públicos y 3.996 en concertados); 6.468 alumnos estudian Bachillerato (5.966 en centros públicos y 232 en privados); Formación Profesional Básica 1.086; en Ciclos Formativos 7.619 (6.149 en públicos y 1.001 en concertados); 408 de Educación Especial y 11.197 en educación para adultos.